El Banco Central ha dicho que el descenso de la volatilidad del rublo más que triplicado desde el comienzo del año

El Banco Central ha dicho que el descenso de la volatilidad del rublo más que triplicado desde el comienzo del año


Moscú. El 23 de diciembre. El nivel de volatilidad de la tasa de cambio es poco a poco va disminuyendo: en comparación con el comienzo del año se redujo más de tres veces, dijo el Presidente de la CBR Elvira Nabiullina.

A finales del año pasado, el Banco Central se trasladó a régimen de metas de inflación, lo que implica un régimen de libre flotación de la tasa de cambio. En medio de las sanciones y la caída de los precios del petróleo volatilidad en el mercado de divisas aumentaron bruscamente, un pico que alcanzó en diciembre de 2014.

“El régimen de tasa de cambio flotante es el más adecuado en la situación actual de la economía rusa. Entendemos que la volatilidad de la tasa de cambio de que se trate acerca de la población y de los negocios. Pero la gravedad de la situación de declive: en comparación con el comienzo del año, la volatilidad se redujo significativamente, entonces, por todos los indicadores, el coeficiente de volatilidad fue de 60%, ahora es de menos de 20 por ciento,” Nabiullina, dijo en una entrevista.

Según ella, en condiciones de libre flotación del rublo podría ser no volátil, si sólo los precios del petróleo se mantenga estable o la economía rusa no es tanto dependiera de ello.

La volatilidad se reduce y como actores económicos se vuelven más acostumbrados a trabajar bajo una tasa flotante a gestionar mejor su liquidez, dijo el Presidente del Banco Central. “Vemos que tal adaptación gran medida ya ha ocurrido”, agregó.

“Y lo más importante, en mi opinión, el factor de diversificación: cuando nuestra economía será más diversificada, incluyendo más diversificación de las exportaciones, el tipo de cambio va a ser más estable. Ya podemos ver algunas señales de cambios estructurales en la economía, aunque es débil brotes, pero, sin embargo, hay un aumento de las exportaciones no petroleras y de una tendencia positiva en algunos sectores de la industria manufacturera. La estructura de inversiones también puede variar. Pero, por supuesto, la adaptación estructural de la economía no va a suceder en un año”, – dijo el Presidente del Banco Central.